martes, octubre 08, 2013

 

El mundo CNTE

Las marchas, manifestaciones, plantones y afectaciones causados por los supuestos "maestros" de la CNTE en semanas recientes han puesto de nuevo en evidencia una faceta corrupta y corruptora de México, nacida y criada en el corporativismo más rancio, que es indispensable dejar atrás si queremos un mejor país.

El Mundo CNTE no nada más es habitado por los integrantes de la CNTE. También lo habitan el SNTE, el SME, el STUNAM, el Sindicato Petrolero... y buena parte de la burocracia parasitaria, federal y estatal, que pulula por todo el país. Muchos Diputados y Senadores le pertenecen, lo mismo que una parte de los aparatos partidistas. Ni qué hablar de los líderes sindicales, comisionados y aviadores; ellos son los reyes del Mundo CNTE.

Este Mundo no se constriñe a una determinada clase social o nivel socioeconómico. También participan los empresarios que viven del Gobierno, así como los que eluden y evaden impuestos. Habría que incluir a quienes reciben subsidios gracias a padrones inflados que confunden a pobres y necesitados con ricos y abusivos. Qué decir de la informalidad: casta divina.

Entre los deportes favoritos que se practican en este Mundo se cuentan el chantaje, la extorsión, la toma de Secretarías, la marcha violenta, la consigna como antídoto a la razón, el cochupo, el 10 por ciento, la licitación a modo y las ya consagradas plazas vitalicias así como su venta y herencia. Quien no es docto en esas artes no puede ser líder en el Mundo CNTE y se tiene que ajustar con las migajas.

Hay varias características de sus habitantes. Una fundamental es que son vividores del presupuesto. Sí, viven del erario, pero se rehúsan a rendir cuentas a la sociedad de la que viven. En ese sentido, estamos hablando de un Mundo parasitario, antropófago.

Los integrantes del Mundo CNTE se escudan en una retórica "nacionalista", pero abusan de la Nación. Dicen defender la democracia, pero en realidad la denuestan con prácticas autoritarias. Dicen defender la educación pública cuando en realidad la han privatizado y pauperizado. Dicen defender la libre empresa, pero combaten la libre competencia. Dicen defender la "soberanía" de la Nación sin jamás dar prueba de un verdadero amor o servicio a México.

Otros cínicos ni siquiera disfrazan su abuso en retórica barata: simplemente abusan.

La luz es al Mundo CNTE lo que la kriptonita a Supermán. Su archienemigo es la transparencia, la rendición de cuentas. Por eso su objeción a evaluaciones y censos, al concurso de plazas, a la medición o presentación de resultados, a las auditorías. ¡Nada de cuentas! ¡Jamás! -es la consigna que se oye en ese mundillo infame.

Otro rasgo de quienes ahí habitan es que su corrupción es tan profunda, tan corrosiva, tan de tuétano, que están convencidos de que su accionar es una lucha para defender "derechos adquiridos" o "derechos laborales" o "derechos políticos". Resulta increíble que no reparen que muchos de esos "derechos" fueron obtenidos de manera ilegal: pagos y prebendas fuera de la ley, sueldos que no corresponden a servicios prestados, permisos, contratos y concesiones mal habidos...

Pero ellos no lo ven, pues hay que defender "el negocio" aunque se afecte a otros. En ese sentido, el Mundo CNTE es profundamente egoísta. Su lema es "¡Para mí, para mí y para mí, los demás que se chin...!".

El reciente estudio de Mexicanos Primero, "(Mal)Gasto" ( www.mexicanosprimero.org ), describe los medios que utiliza parte de ese Mundo para capturar el presupuesto educativo, lo que resulta en líderes sindicales pudientes, maestros coaccionados y afectados, y escuelas y niños abandonados.

¿Cuándo le hemos escuchado a alguno de los residentes del Monumento a la Revolución que su lucha es para garantizar que los niños nunca pierdan clases y defender su derecho a una educación de calidad? ¡Nunca! Ni se les ocurre. El tamaño de la distorsión: ¡un sistema educativo que se olvidó de los niños y jóvenes y de los verdaderos maestros!

México ya no puede seguir cargando a cuestas con el Mundo CNTE. Le pesa demasiado, le sale carísimo. Le quita recursos. Peor: le corrompe.

No podemos permitir que este cáncer haga metástasis. El mejor antídoto es la transparencia y la aplicación de la ley y un cambio cultural donde la corrupción provoque vergüenza y no sea considerada "normal".

México se juega mucho más que la reforma educativa en estos momentos. Está en juego el alma de México. O nos definimos por el trabajo, la transparencia, la honestidad y el servicio público desde todas las trincheras (pública, privada y social) o seguimos estirando la mano, viviendo del presupuesto y la corrupción y engañando al contribuyente y al necesitado.

El PRI, en buena medida, creó a los monstruos que hoy le acechan. Dicen que han cambiado, que son otros, que se han "modernizado". Todos palpamos el dilema que enfrentan. Ojalá nos den más muestras de su "modernidad".

Y nosotros... a exigírselos y portarnos a la altura.

www.mexicanosprimero.org 


Comments: Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo



<< Home

This page is powered by Blogger. Isn't yours?